Mujeres estupendas

Leí un artículo en un periódico. Hablaba sobre las señoras de cierta edad, que tienen: tienen estilo, tienen seguridad, se tienen a ellas.
Me gustó, lo vi como una posibilidad, algo tal vez lejano para mí… pero una posibilidad.

Estoy justo en ese momento en el que uno comienza a envejecer.

Aparecen las canas, pocas, pero angustian. No se trata por supuesto de cubrilas, es eso otro. Es lo inevitable.

Y leí en el artículo sobre esas ‘señoras estupendas’ que tienen lo suyo, de ellas y de nadie más. Y soñé con ser una de ellas, y ese sueño me mostró cuán lejos estoy de ser una de ellas.

Ellas son: “Señoras que no pretenden ser un lienzo en blanco, que guardan una impecable coherencia física porque no traicionaron ni carácter ni expresión. Señoras que visten con maestría una pieza vintage de cosecha propia o que recurren a la modista cuando quieren hacerse biquinis originales a su medida.”

¿Cómo ser una mujer? ¿Qué es una mujer? Pasan los años y la pregunta insiste.

1866 Gustave Courbet – Woman with a Parrot

Señoras estupendas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s